Las herramientas TICS, un salvador visible ante un enemigo invisible

Autora: Natalia Andrea Amarillo

 Instagram: @laprofenatalia_
@mundocienciasociales

*Las opiniones presentadas en esta columna son exclusivamente de la autora y no representan la línea editorial del portal web.

Las exigencias del mundo de hoy en la sociedad demuestran la transformación que este ha experimentado durante el último siglo, el auge de la tecnología ha llegado a la mayoría de rincones del mundo y ha permeado las relaciones de los sujetos y su entorno.  

La educación no está exenta de este fenómeno y a través del tiempo se ha incrementado el uso de herramientas tecnológicas para desenvolverse en el ejercicio pedagógico. Gracias a la gran variedad de mecanismos avanzados en torno al Internet como aplicaciones, aparatos móviles, y el acceso a páginas, información, vídeos, mapas, fotos, libros, artículos, revistas y demás recursos a los cuáles podemos acudir para aprender o simplemente informarnos, la educación ha cambiado de manera parcial la metodología de enseñar y llevar el conocimiento a las aulas.

Como se ha evidenciado cuando se habla de innovación educativa, se busca romper con los modelos tradicionales en los se considera que el profesor es el único portador del saber y además dejar de limitar los espacios significativos para el estudiante. En este sentido, es de suma importancia tener conciencia de que el estudiante puede construir conocimiento no sólo dentro del aula, sino que el mundo tecnológico le provee de lo que él necesita para estimular y construir su aprendizaje.  

No sólo basta con que existan estas herramientas sino el hecho de dar un uso adecuado de las mismas, y a partir de ello, llegar a ser un docente que vincule su área de conocimiento con los recursos tecnológicos necesarios para brindar un aprendizaje significativo, en tiempos de pandemia, ha sido un reto para el gremio de los educadores y una adaptación necesaria para los/las estudiantes. 

Tomado de: elconfidencial.com

La situación que atraviesa la humanidad hoy, en dónde un enemigo invisible vino a ponernos retos en todos los aspectos de la vida, también evidenció lo indispensable que son los recursos tecnológicos para comunicarnos en tiempo real y brindar la posibilidad de seguir aprendiendo y dar continuidad a procesos educativos. Aunque nunca pensamos iniciar este año, prometedor en varios aspectos, con un virus que nos obligó a sentarnos frente a una pantalla y mostrarnos lo más real posible ante la adversidad, su nivel de expansión en el mundo también cambió la perspectiva de la música, el amor, la emoción, el arte, y claramente, de la educación impartida ahora en nuestros hogares.

Los docentes ante esto nos enfrentamos a un mundo que necesita cambios reales, especialmente en sus modelos educativos, ya que como afirma Elías Hung: “Evaluar la forma en que se desarrollan los procesos pedagógicos para detectar áreas de oportunidad y proponer cambios, es el uso de forma ética las tecnologías de información y las comunicaciones para favorecer el proceso de enseñanza-aprendizaje, partiendo desde la perspectiva de las tecnologías es un complemento del proceso educativo”.

Así que, en momentos de crisis es dónde nace la creatividad y la generación de esas nuevas ideas para impartir  dentro de los procesos educativos, favorecer y preparar a los estudiantes y docentes para tener una formación más amplia, aprender de manera dinámica, favorecer los espacios de participación y sobre todo reivindicar la profesión docente. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s