Duque y críticas a su economía naranja

Autor: Brayan Latorre

Instagram: @brayan_la_torre
Twitter: @BrayanLatorre

*Las opiniones presentadas en esta columna son exclusivamente del autor y no representan la línea editorial del portal web.

“Además de las manufacturas produzcamos mentefacturas y debemos reducir la dependencia en las materias primas, agregando valor y posicionando nuestras marcas, diseños y sellos de calidad”,  (EL TIEMPO, 2018). Eso fue lo que dijo el presidente de Colombia, Iván Duque, en su discurso de posesión promocionando la Economía naranja, cuya promoción empezó una vez la propuso como Ley en calidad de senador y fue aprobada en mayo del 2017, un año antes de su posesión. 

En dicha ley, Duque prometió impulsar a todos los artistas, productores, actores, músicos, diseñadores, publicistas, joyeros, dramaturgos, fotógrafos y animadores digitales para que conquistaran mercados, mejoraran sus ingresos, emprendieran con éxito, posicionaran su talento y captaran los ojos del mundo. Pero, ¿ha cumplido con todo esto?, y, ¿por qué ha sido tan criticado? 

Tomado de: alponiente.com

Si observamos la imagen anterior y su fuente, un artículo crítico del comunicador y escritor de la Universidad de Antioquia, Mateo Toro, tenemos una noción de la raíz del árbol no de naranjas, sino de problemas, que ha hecho que incluso el autor titule su artículo como: “Colombia de naranja no parece sino tener los árboles”. Y la mayoría de críticas se centran en ello: “en el presupuesto”; el cual no sólo se ha recortado, sino que no ha sido bien empleado y se ha desviado con fines económicos diferentes, dejando la promesa del presidente a un lado sobre mejorar la economía invirtiendo más en el capital intelectual y un poco menos en toda la industria manufacturera y en todo el movimiento comercial propio del sector secundario y primario; lo que le ha dado mayor auge al consumismo y capitalismo (Economía roja) –objeto de crítica de la izquierda–. 

Sin embargo, esto se ignora y resulta que allí es donde veo el gran problema del asunto: que se pretende hablar de aplicabilidad de economía naranja y los beneficios del tercer sector económico, que es a donde pertenece la educación y la cultura, y del cuaternario con un concepto más práctico y propio de  la misma y de su buena gestión, discriminándose los otros sectores y tipos de economías. La solución para una mejor economía naranja es abolir la corrupción, es decir, no que se recorte el presupuesto, sino que se distribuya correctamente. 

Tomado depulzo.com

Los expertos afirman que la debilidad de su propuesta se basa en el concepto que plantea en el libro que escribió con Felipe Buitrago, “La oportunidad naranja: una oportunidad infinita”, donde mezcla modelos económicos de todo tipo, ocasionando una gran confusión y careciendo de un enfoque claro que permita partir hacia un rumbo fijo y por ende utilizar los medios adecuados. En lo que a mí respecta, en realidad no he leído el libro, pero si es tal como dicen, puede ser que esa sea la causa de la mala gestión y es lógico: Si hay un mal concepto hay una mala aplicabilidad. No obstante, debo leerlo e invito a que todos lo hagan. Sólo así nos daremos cuenta si se trata de eso o si lo que pretende el presidente es ponerse de acuerdo conmigo, quien tal vez, sin haberle leído, ya me he puesto de acuerdo con él en la idea de una gran economía integral y solidaria, en la que ningún sector o tipo de economía se sacrifique, al menos a gran escala, aunque no sea eso lo que haya proclamado en su posesión como presidente. 

Se le critica también fuertemente al presidente la poca protección que hay a la propiedad intelectual y la precaria exigencia de la legalidad de las obras. Ante lo cual sólo sé que existe la DNDA (Dirección Nacional de Derechos de Autor) y que si en algo debe este gobierno fortalecer su plan, más que en conceptos y en finanzas, es en leyes que protejan a los autores no sólo del plagio, sino del mercado en sí mismo; de toda la economía roja, aprovechándola para que sirva al arte y no sólo el arte al consumo o capitalismo que la representa. Por ejemplo, leyes en las que se les permita obtener mejores regalías a los creadores: un caso específico el de los escritores, a los que el Ministerio de Cultura y Educación, a través de sus respectivas Secretarías Departamentales y Distritales, no respetan las regalías al no otorgar ninguna, al igual que algunas universidades públicas, debo decirlo con tristeza, la mía; que creen que porque le publican al escritor y les ayudan con cierto reconocimiento o premio –pues publicar no siempre es ser aceptado– ya este les debe el nobel. La excusa es que esas subvenciones son en respuesta al ataque brusco del difícil mundo editorial, pero así como regulan el mercado de divisas, materias primas y todo lo que se dice que hay que reducir para invertir en el talento y la propiedad intelectual, también hay que regular la industria creativa; en este orden de ideas, el magno mercado editorial, que maltrata a los autores otorgándoles apenas el 10% de las ventas.

En conclusión, si nos enfocamos bien en el plan de ejecución de Economía Naranja en Colombia, pareciese que la promesa de Duque estuviese apuntada a lo que se conoce erróneamente como un fin sólo económico, ya que la Economía es más que finanzas. Estas apenas hacen parte de ella, aunque en un modo significativo, sólo que así mismo es una ciencia social o relacionada amplia y directamente con la Sociología, comprendiendo el estudio cultural y el enfoque progresista de este, el cual es un valor indispensable y que se integra en los diversos modelos o colores de economía, que se olvidan por creer que la Economía es sólo dinero, mas no administración correcta del mismo. “Sólo esperemos que suceda el milagro de que este error en el gobierno colombiano no aumente más la crisis, la pobreza de los artistas y la corrupción”.

Un pensamiento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s